martes, 30 de mayo de 2017

YOGA Y SILLA DE RUEDAS



Una de las razones por las que me gusta el Yoga es porque se adapta perfectamente a cada persona y a sus necesidades. Antes sólo estaban los libros, que mostraban cuerpos esculturales haciendo posturas imposibles. Después, con la llegada de las redes sociales, Youtube etc llegaron los vídeos de bonitas coreografías de Yoga, cada vez más complicadas, y más lejanas de la realidad de las personas de a pie. 

Esto muchas veces genera rechazo o frustración. Y mucha gente ni siquiera se anima a empezar a practicar porque sienten que son poco flexibles y nunca llegarán a conseguir hacer yoga “bien”. Y este es un tema que me molesta mucho. 

Existen muchas maneras de hacer bien una postura de Yoga. (Ni que decir tiene que la atención en el momento presente y el control de la respiración es fundamental). Lo importante es que el cuerpo se estire, se desbloquee y se fortalezca. Hacer los ejercicios con una lógica y un orden y hasta donde nos permitan nuestros límites físicos. Está igual de bien hacer una Asana sencilla como  hacer una avanzada. 

He trabajado en la ONCE, con personas con obesidad mórbida o con movilidad reducida. Esto me ha llevado a profundizar en nuevos caminos de adaptabilidad de las posturas de Yoga, buscando variantes que puedan ajustarse a la situación de los alumnos. 

Hoy me gustaría presentaros a Julia. Amiga de mi infancia. Ella nació con espina bífida. De cintura para abajo no tiene sensibilidad. Todavía recuerdo como tanto en las clases de gimnasia del colegio como en las del instituto siempre la tenían al margen. Allí en una esquina, sin hacer nada hasta que terminase la hora. Supongo que pensarían que como no puede caminar que para qué va a hacer ejercicio…

Nadie se paraba a pensar que sus manos son sus pies y sus brazos sus piernas. Nadie de aquella se paraba a pensar en que fortalecer y estirar el tren superior es fundamental para que ella pueda manejar sin dolor ni futuras lesiones una silla con su peso. Nadie se paró a pensar que tiene unos órganos internos que por falta de movimiento pueden acabar atrofiándose o funcionar de manera incorrecta.

Aquí debajo os dejo una de las series de posturas adaptadas especialmente para ella. Son básicamente ejercicios para el tren superior. Aunque las fotos no lo muestran debemos trabajar el cuerpo de manera biletaral.

Más adelante subiré otra con torsiones, flexiones y más variantes.



jueves, 18 de junio de 2015

Saludo al sol - Adaptado

El saludo al sol es una secuencia de  doce posturas (Asanas) de Yoga que unidas a la respiración generan múltiples beneficios. Es practicable y adaptable para personas de todas las edades y niveles.

Aquí os dejo una muestra del Saludo al sol adaptado, para personas con poca movilidad, tercera edad o que estén empezando.

Recomiendo hacerlo de forma lenta, consciente y sintiendo cada postura.

video

sábado, 20 de diciembre de 2014

SEMILLA



En la quietud dormida

aguardas en la espera,


y todo, en esta muerte,


sólo es breve latencia,


semilla y espiral


fecunda, bajo tierra


que espera renacer.

Roxana Sanchez Seijas




viernes, 19 de abril de 2013

ANULOMA VILOMA ( RESPIRACIÓN ALTERNA)

Anuloma Viloma es una de las técnicas de respiración más usadas en Yoga. Es una respiración profunda y consciente que aporta numerosos beneficios tanto a nivel físico como a nivel mental-emocional. Por un lado oxigena el organismo y ayuda a la eliminación de las toxinas del cuerpo, por otro lado, despeja la mente y la calma, armoniza  el sistema nervioso y equilibra el flujo respiratorio por las dos fosas nasales que a menudo presentan algún tipo de descompensación. 
A nivel energético sirve para limpiar y purificar los Nadis y controlar y utilizar conscientemente el Prana (energía vital).

Antes de comenzar la práctica conviene hacer una limpieza de las fosas con agua y sal. Si no es posible usaremos un pañuelo de papel.

Para practicar esta respiración se debe adoptar una postura cómoda, con la espalda recta. La posición puede ser sentado en el suelo con las piernas cruzadas. Si se presentan molestias en la columna vertebral se puede utilizar el apoyo de un cojín en la espalda o debajo de las caderas. Si la tensión o el dolor persiste es aconsejable deshacer la postura y realizarla sentado en una silla.

Se utiliza una posición concreta de las manos (Mudras)

 Chin mudra en la mano izquierda: que queda apoyada sobre la rodilla con la palma de la mano hacia arriba, el índice y pulgar se tocan mientras que los otros dedos permanecen extendidos.
Vishnu mudra en la mano derecha: el índice y el corazón se doblan al interior de la palma de la mano. El dedo pulgar de la mano derecha se utiliza para tapar la fosa derecha, mientras que con el meñique y anular de la misma mano se tapa la fosa izquierda. El brazo izquierdo no debe apoyarse en el tórax y la cabeza no debe de descender.

RESPIRACIÓN POR UNA FOSA NASAL (PRE-ANULOMA-VILOMA)

Se comienza inhalando por ambas fosas nasales. A continuación se tapona la fosa nasal derecha con el pulgar y se exhala por la fosa izquierda, se inhala y exhala por esa misma fosa tres veces y se repite el ejercicio del otro lado, es decir, taponando la fosa nasal izquierda con el anular e inhalando y exhalando tres veces por el lado derecho. Este ejercicio ayuda a abrir bien las fosas nasales y a corregir malos hábitos a la hora de respirar. Es fundamental dominar bien esta técnica antes de pasar al siguiente ejercicio.

ANULOMA-VILOMA

Se cierra la fosa derecha con el pulgar, (índice y corazón doblados)  Se inspira por la fosa izquierda de forma profunda y lenta. Después se lleva el anular a la fosa izquierda y se tapona haciendo un efecto pinza y a continuación se abre la fosa derecha retirando el dedo pulgar y se exhala. A continuación se repetirá este ejercicio pero en sentido inverso, es decir, inhalando por la fosa derecha mientras se mantiene el anular en la fosa opuesta, de nuevo se realizará el efecto pinza llevando el pulgar a la fosa nasal derecha dejando las dos taponadas y por último se retirará el dedo anular exhalando todo el aire.
Siempre deberemos terminar el ciclo de respiraciones exhalando por la fosa por la que comenzamos a inhalar, es decir, la fosa izquierda.

ANULOMA-VILOMA CON RETENCIONES

Con el tiempo se podrán ir incrementando tiempos y retenciones. Sin demasiado agobio para que la respiración se haga de una manera lo más natural posible y se pueda controlar mejor. 
Pueden hacerse ciclos de tres tiempos en la inhalación y seis en la exhalación, o de cuatro en la inhalación y ocho en la exhalación. Siempre el doble en la espiración que en la inspiración. 
También se pueden hacer retenciones (al principio solo retenciones sin añadir tiempos de inhalación y exhalación) simplemente manteniendo el aliento cuatro o seis segundos. 
Esto nos ayudará a practicar para poder llegar a hacer con el tiempo una vuelta completa de Anuloma Viloma, que consistiría en inspirar en tres tiempos, retener doce y espirar en seis. El tiempo de la retención es siempre cuatro veces el de la inspiración o dos veces el de la espiración. Con práctica se pueden llegar a realizar hasta diez vueltas.










 


domingo, 22 de abril de 2012

CRISIS DE SANACIÓN

Algunas personas tras recibir sus primeros tratamientos de Reiki pueden experimentar una serie de molestias de corta duración. Cuando esto ocurre el paciente tiende a creer que el tratamiento le ha perjudicado, pero nada mas lejos de la realidad.

Este fenómeno se denomina "Crisis de Sanación".

A través de la imposición de manos el reikista comienza a canalizar nuevas energías, limpias y puras que llegan al cuerpo del paciente. Esta energía choca y rompe las energías densas y los bloqueos del paciente. Como consecuencia los campos energéticos y Chakras comienzan a reajustarse. Primero el cuerpo debe de limpiarse de las energías viejas ( toxinas físicas, mentales y emocionales), tiene que mover toda esa densidad para ser eliminada, y de ahí surge el malestar.

Algo parecido ocurre al día posterior de haber recibido un masaje. Es común que horas después de haber dado un masaje el paciente se sienta muy cansado o que esté algo apagado. Y es muy lógico, ya que el terapeuta ha tenido que movilizar una gran cantidad de tejido  de forma profunda. Los músculos reaccionan inflamándose y el sistema linfático empieza a querer expulsar todas las toxinas físicas que se habían quedado acumuladas.

Este malestar es muy positivo por varios motivos:
Por un lado indica que el tratamiento de energía o el masaje  ha funcionado y que la energía densa se está desbloqueando.
Por otro lado dependiendo de la clase de malestar que se experimente se obtendrán diferentes claves para saber que zonas están más débiles y sensibles y donde se suele bloquear la energía .
En resumen,  aporta información y conocimiento sobre uno mismo.

Puede que el malestar se siga produciendo durante unas cuantas sesiones más, pero con el tiempo irá disminuyendo hasta desaparecer. Cuando el malestar desaparece totalmente la energía fluye de manera equilibrada aportando mucha paz y sensación de bienestar

Aquí os dejo una tabla un poco más detallada de los síntomas que se pueden notar durante una crisis de sanación de  Hay que recalcar que no todo el mundo experimenta estos efectos, por lo general la energía entra muy suave y aporta sensación de relax desde el principio.


Algunos de estos síntomas se comparten en las crisis curativas del masaje. Podríamos añadir también algunos más como los de la siguiente tabla. Los emocionales suelen darse con menor frecuencia.

Para acortar este proceso y favorecer la limpieza del cuerpo se recomienda beber mucho liquido y hacer una dieta basada en antioxidantes ( frutas y verduras)